Nutrición en la Edad Preescolar (1 a 3 años)

Necesidades Nutricionales para los pequeños de 1 a 3 años.

15726178_s
Energía: ~1300 kcal/día.
Durante el primer año de 800 a 1000 kcal y al llegar a los 3 años de edad de 1300 a 1500 kcal al día dependiendo de diferentes factores incluyendo la actividad física del pequeño.

Proteínas: 1.2 gramos/kilogramos de peso al día.
Se recomienda que un 65% del total de las proteínas sean de origen animal (huevo, lacteos, carne, pescado…)

Calcio: 500 mg/día  (DRI)

Hierro: 10 mg/día  (RDA)

¿Cómo se van a distribuir estas calorías durante el día?

50-60% Carbohidratos (Complejos – Integrales)
30-35% Grasas (Una combinación sana de grasas)
10-15% Proteínas (Preferir las de alta calidad)

La recomendación sobre la distribución dietética es:
25% desayuno, 30% comida, 15% merienda y 30% cena.

distribuciondiet_preescolar

La alimentación a esta edad debe ser equilibrada e individualizada, al cumplir el año de edad, hay una disminución importante en la tasa de crecimiento ya que la velocidad es menor. Durante el primer año de vida, el peso al nacer se triplica y la talla se duplica. De los 2 a los 10 años de edad, el niño aumenta alrededor de 2 a 3 kilos por año y crece en promedio entre 5 y 10 cm por año, así que los padres puede sentir que al cumplir el año y hasta los 2 años de edad, talvez el pequeño está comiendo menos, pero es normal debido a esta desaceleración del crecimento, las necesidades energéticas disminuyen un poco, y las necesidades proteicas aumentan por la formación y consolidación del esqueleto, músculos y tejidos.

Puede ser que a esta edad se pueda observar un cambio negativo en el apetito e interés por alimentos. A veces pueden rechazar alimentos por su olor, o simplemente por estar mezclados en el plato con diferentes ingredientes.

Los niños en edad preescolar, responden mejor a las porciones pequeñas ya que su capacidad estomacal es pequeña y su apetito variable. Hay que poner atención como padres en los horarios de comida y ser consistentes con éstos, ya que el cansancio puede afectar negativamente el apetito de los niños.
5258360_s
A esta edad, se establece la base de una buena alimentación con hábitos saludables. La familia juega el papel principal en el desarrollo de buenos hábitos alimenticios.

Los padres somos quienes elegimos una dieta nutritiva y equilibrada para los hijos.  Es importante que las comidas se hagan en un ambiente tranquilo, en paz y en familia, sin distracciones ni estrés.

Si el niño toma alguna comida fuera de casa, es importante saber qué es lo que comerá en la guardería o jardín infantil, ya que al final del día la alimentación del pequeño debe ser balanceada y haber aportado todo lo que necesita para su sano desarrollo y debemos planear el resto de las comidas tomando en cuenta esa comida que no toman en casa.

 

1315 Total Views 1 Views Today
¡ Gracias por compartir !
Email this to someoneShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestPrint this pageFlattr the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *